lunes, 16 de marzo de 2009

Érase una vez una niña azul...


¡Bellísimo poema de Ana Márquez! de su libro: "quedan los pájaros"

Érase una vez una niña azul.
Érase una niña hermanada con el silencio,
que se tragaba los cielos, pluma a pluma,
para romperse en una fiesta de pájaros y mañanas.

Érase una vez una niña azul,
que absorbía las muecas astrales de Sirio
enterrándose de abajo a arriba en la aurora
con una sed desordenada de alondras,
que con una mirada desventraba la noche
esperando que al sol le brotaran vuelos.

Érase una vez una niña azul,
que rastreaba el porvenir desafiando a los álamos,
que respiraba a pleno dolor la luz de los trigales
en los que anhelaba encontrar un nido de lágrimas.
(Una niña-árbol que quería ser viento).

Érase una vez una niña azul.
Érase una vez una niña desesperada
por arrancarle a la cruz mustia de los días
un corazón de jaramago o madreselva
un corazón sabio
para seguir soñando,
para seguir cantando a destiempo.

2 comentarios:

Locuán dijo...

Hola, guapa!! Soy Ana, con la cuenta de Locu.

Pero bueno, qué honor, soy yo la q debo estar agradecida por q me incluyas en tu blog. Está realmente bien, lo agrego a mis favoritos para q no se me despiste. Es un placer leerte, siempre lo ha sido. Echo de menos los viejos tiempos del fingi.

Un abrazo muy fuerte y un millón de gracias, te escribo un email pronto.
Ana-Orual

Sílice dijo...

Ya sabes, Ana, que me "llega" todo lo que escribes. ¡Gracias por entrar! Y por supuesto, entraré a ver lo que escribe Locu, aunque por supuesto que me lo imagino...

Un abrazo a los dos.