viernes, 28 de noviembre de 2008

Borges Blanques

Es la época de coger olivas, así que estaré unos días fuera en Borges Blanques. El año pasado estaban así mis olivos, no hizo muy mal tiempo, aunque sí frío. Las manos se quedaban heladas. Claro que a mí eso me sirve de distracción, no lo de las manos heladas sino coger las olivas. De todas maneras, algunos días amanecían como el de la siguiente foto, entonces había que esperar a que la niebla se disipase.


También es mi santo el día 8 y el 9 mi cumpleaños. Por eso siempre me sienta bien irme una semanita fuera por estas fechas.
Cuando era pequeña, me fastidiaba bastante que mi santo fuese el día 8 de diciembre y mi cumpleaños el 9, porque sólo me hacían regalos una sola vez, y mis hermanos, sin embargo, tenían doble "ración". Ahora, con el paso de los años, lo que me agradaría sería que esas fechas pasasen desapercibidas. Cualquier detalle, una rosa, unas palabras, un abrazo, una mirada, tienen para mí más valor en momentos inesperados y simplemente porque sí. Porque salen del corazón. Aunque con eso no quiero decir que cuando se celebra un aniversario se haga por compromiso, bueno no sé, quizá sí, quizá no... Pero yo ya quisiera estar a 10 de diciembre.

2 comentarios:

José Luis Mateo dijo...

Hola Inma!!!
El 14 de Diciembre es mi cumpleaños y un buen regalo por anticipado ha sido el descubrir tu blog. Me encanta y te animo a que continúes con él y nos regales buenos momentos como el actual. Un beso. José Luis Mateo.

Luis Vea García dijo...

Pues ya estás a 10 de diciembre. Dobles felicidades. Te he enviado una invitación a una lectura de poemas que daré el sábado, quizá recital es decir mucho, ´con una amiga por si estás por aquí.